Tenga cuidado con estas estafas destinadas a engañar a los adultos mayores en situaciones financieras difíciles

Si usted es un adulto mayor o tiene padres que envejecen y que podrían convertirse en un blanco fácil para los estafadores, conocer las estafas y los fraudes más comunes dirigidos a las personas mayores le ayudará a protegerse para no convertirse en su próxima víctima. Aunque piense que usted o sus padres nunca podrían ser engañados por una llamada telefónica fraudulenta, un correo electrónico de suplantación de identidad o un acuerdo de inversión sospechoso, las personas mayores suelen ser víctimas de fraudes y robos de identidad.

“Los estafadores tienen como objetivo a las personas mayores porque se les considera más fáciles de persuadir y, por lo general, tienen acceso a mayores recursos financieros. Es más probable que los jubilados estén en casa para responder a la puerta o al teléfono”, según la Better Business Bureau (BBB, por sus siglas en inglés) [ING].

¿Tiene curiosidad por conocer las estafas de robo de identidad y fraude dirigidas a los adultos mayores y las formas de evitar convertirse en la próxima víctima de un estafador?

A continuación, se presentan las cinco principales estafas dirigidas a las personas mayores y a su dinero.

Haga clic aquí para inscribirse en nuestro curso gratuito de educación financiera por correo electrónico.

1. Impostores de estafas telefónicas

A los estafadores les encanta llamar a las personas mayores, apostando por la posibilidad de que una persona mayor sea un blanco fácil debido a que no tiene conocimientos tecnológicos. Estos estafadores también tienen muchas posibilidades de conseguir que una persona con deterioro cognitivo (1 de cada 3 adultos mayores de 80 años tiene demencia) se ponga al teléfono para proporcionar un número de Seguro Social que pueda ser utilizado para el robo de identidad o un número de tarjeta de crédito.

Las estafas telefónicas pueden amenazar falsamente con suspender el número de Seguro Social de la persona si no devuelve la llamada y “verifica” el número. Los estafadores también pueden hacerse pasar por funcionarios del gobierno o empleados del banco y pedir a la persona que proporcione información del Seguro Social, del banco o de la cuenta de crédito para robar su identidad o su dinero.

Averigüe: Lo que los cobradores de deudas no quieren que los ancianos sepan

2. Estafas telefónicas de emergencia

La “estafa de emergencia” [ING] existe desde hace tiempo, pero los adultos mayores pueden seguir cayendo en ella si no están familiarizados con la cantidad de información sobre ellos mismos y sus familiares que está disponible en Internet. La estafa comienza con una llamada telefónica de alguien que dice ser su nieto, sobrino u otro familiar.

A continuación, la persona que llama afirma tener una emergencia (quizá un accidente de auto o un robo en el extranjero) y le pide que le envíe dinero. Pero no saque la chequera ni llame a Western Union. Cuelgue rápidamente y llame a un pariente real relacionado con la supuesta persona que llama.

Averigüe: ¿Es una de estas 5 comunidades de jubilados la adecuada para usted? [ING]

3. Fraude de Medicare en equipos médicos

Esta estafa es un fraude a Medicare, pero utiliza a personas mayores para iniciar el plan. Los que llaman acosan a los beneficiarios de Medicare para que acepten “equipos médicos duraderos gratuitos”, como rodilleras, corsés para la espalda o andadores, y luego facturan fraudulentamente a Medicare por ellos [ING].

“La ley no permite a nadie hacer llamadas no solicitadas a los consumidores sobre equipos médicos duraderos. Si recibe una llamada de este tipo, simplemente cuelgue”, dice la BBB.

Infórmese: Cómo se protegen del embargo las cuentas bancarias de las personas mayores

4. Contratistas a domicilio

Si necesita una reforma o un proyecto de jardinería, no contrate nunca a un contratista que llame a su puerta con grandes promesas de una buena oferta en revestimientos, tejados u otro proyecto caro. En su lugar, pida a sus amigos y familiares que le recomienden un buen contratista o empresa y luego lea las opiniones imparciales de los clientes en Internet y en el Better Business Bureau.

Infórmese: ¿No está ahorrando para su retiro? He aquí un vistazo a su futuro

5. Estafas románticas

Las personas mayores viudas o divorciadas son especialmente susceptibles a las “estafas románticas”, dice el BBB. Los estafadores crean perfiles falsos con historias convincentes en sitios de citas y plataformas de redes sociales, a menudo afirmando que están temporalmente en el extranjero o que no están disponibles para una reunión en persona.

La relación puede tardar meses en desarrollarse, hasta que, finalmente, su nueva “alma gemela” le pide dinero para ayudarle con los gastos médicos, los problemas familiares u otra triste historia que le abra el corazón… y la cartera.

“Una vez que el estafador recibe los fondos, desaparece para siempre”, advierte la BBB.

Para protegerse de las estafas románticas, no envíe nunca dinero ni información personal sensible, como su número de Seguro Social, que podría ser utilizada para el robo de identidad, a alguien que nunca ha conocido en persona, dice el BBB. ¿Debe asegurarse de que esa foto de su nuevo interés amoroso no ha sido robada del perfil de otra persona? Realice una búsqueda inversa de imágenes en tineye.com [ING] o images.google.com.

Recuerde, si tiene deuda de tarjetas de crédito, deudas de impuesto o, incluso, desea reparar su puntaje de crédito, puede llamarnos al 1-844-669-4596 y un experto en finanzas le hará una consulta gratuita.

¿Le suministramos la información que necesitaba? Si no fue así, déjenos saber y mejoraremos esta página.
Díganos si le gustó o no le gustó este artículo, de esta manera trabajaríamos para mejorar nuestro sitio web.
No

About the Author

Deb Hipp

Deb Hipp

Deb Hipp es un escritor independiente de tiempo completo que reside en Kansas City, MO. Deb pasó de no poder obtener la aprobación de una tarjeta de crédito o un préstamo hace 20 años, a tener un excelente crédito hoy, y haberse convertido en propietario de su casa. Deb aprendió sus lecciones sobre el dinero por el camino más difícil. Ahora ella quiere compartir sus experiencias, para ayudarlo a pagar sus deudas, arreglar su crédito y dejar de estar al borde de la quiebra todo el tiempo. Los artículos de finanzas personales y créditos de Deb suelen publicarse en editoriales relevantes como Credit Karma y The Huffington Post.

Publicado por Debt.com, LLC