Han pasado más de dos años de la crisis de salud mundial y muchos siguen gastando sus ahorros.

3 minute read

Puede que EE.UU. ya no se encuentre en una pandemia en su peor momento, pero muchos consumidores todavía podrían estar sientiendo el efecto del COVID económicamente.

Un estudio publicado recientemente por Northwestern Mutual [ENG] muestra que una gran parte de la población ha aprendido a manejar mejor su dinero. Pero puede que no sea suficiente.

La empresa de inversiones encargó a encuestadores de Harris que interrogaran a casi 2,400 personas sobre su situación financiera desde el brote inicial del COVID-19. Tres de cada cinco encuestados dicen que “la pandemia ha sido muy perjudicial para la forma en que manejan sus finanzas”.

Eso no significa que no lo estén intentando. Cerca de la mitad (48%) informó de que “han sido capaces de adaptarse”. Sobre todo: Han aprendido a ahorrar para emergencias y a considerar los riesgos de sus finanzas.

“El COVID-19 no ha quedado atrás, pero estos resultados sugieren que un número significativo de personas ha dado un giro”, dijo Christian Mitchell, vicepresidente de Northwestern Mutual. “Se trata de una historia de adaptación: la gente se ha ajustado a las muchas formas en que el mundo ha cambiado en los últimos dos años y ha surgido con algunas prioridades financieras, hábitos y puntos de vista diferentes. Pero el progreso no siempre sigue una línea recta: ha habido un pequeño bamboleo en los comportamientos de la gente en comparación con el año pasado.”

Suelo inestable

La pandemia fue una llamada de atención para ahorrar más dinero para emergencias. Pero la investigación muestra evidencias de que muchos están volviendo a caer en sus antiguos malos hábitos financieros.

Desde 2021, el consumidor promedio ha recurrido a sus ahorros personales por valor de $12,000, según los datos. Eso es una caída de 15%, año tras año. He aquí un breve desglose…

  • Ahorro personal promedio en 2021: $73,000
  • Ahorro personal promedio en 2022: $62,000

“Podría haber varios factores que contribuyen a la caída de los ahorros del año pasado, que van desde el aumento de la inflación hasta que la gente gasta más a medida que reanuda una cierta sensación de normalidad en sus vidas como efecto del covid”, dijo Mitchell. “Pero hay que vigilarlo porque, aunque la gente dice que piensa seguir ahorrando a un ritmo elevado en el futuro, las intenciones no siempre se traducen en hechos”.

Todavía no se ha llegado al otro lado

En mayo Debt.com reportó que “muchos consumidores son pesimistas sobre sus finanzas”. La empresa Gallup Poll publicó su encuesta anual sobre economía y finanzas personales [ENG], y los resultados coincidieron con los de Northwestern Mutual.

Casi la mitad (48%) de los 1,018 encuestados dijo que su situación financiera está empeorando este año. La encuesta dijo que esos resultados negativos eran comparables a los del comienzo de la pandemia y la Gran Recesión.

Puede que los consumidores hayan ahorrado más dinero durante el apogeo de la pandemia, pero ahora muchos han vuelto a sus comportamientos de gasto normales. Ahora están sintiendo las consecuencias de una mentalidad de gasto como efecto del covid, combinada con el aumento de la inflación y los precios de la gasolina.

Para algunas familias, ha sido desastroso. Debt.com también ha informado anteriormente de que la inflación está aumentando a un ritmo superior al de los salarios. Cada vez más familias no tienen más remedio que endeudarse para sobrevivir.

Una organización sin fines de lucro llamada The Ludwig Institute for Shared Economic Prosperity (Instituto Ludwig para la Prosperidad Económica Compartida) publicó un informe en el que se describe la caída de los ingresos. En los primeros cuatro meses de 2022, los ingresos semanales promedios se redujeron en $8, ya que el costo de la vida aumentó un 8.5% [ENG].

Ha sido devastador para las familias de padre o madre soltera, dice el presidente de LISEP, Gene Ludwig. Esas familias han tenido que endeudarse por valor de $6,000 para poder hacer frente a los gastos de subsistencia.

“Las familias de todo Estados Unidos están luchando por llegar a fin de mes en la economía actual, con unos costos crecientes que obligan a tomar decisiones difíciles que podrían tener implicaciones generacionales”, dijo Ludwig. “Esto puede ser un presagio de que se avecinan tiempos más difíciles para las familias de ingresos medios y bajos, y una clara señal de que los responsables políticos deben tomar medidas proactivas inmediatas”.

Did we provide the information you needed? If not let us know and we’ll improve this page.
Let us know if you liked the post. That’s the only way we can improve.
Yes
No

About the Author

Joe Pye

Joe Pye

Joe Pye started writing about debt and personal finance five years ago while attending Florida Atlantic University, where he served as Editor-in-Chief of the student-run newspaper, the University Press. Before graduating with a bachelor's degree in multimedia journalism, Pye placed as a finalist for the Mark of Excellence award by the Society of Professional Journalists Region 3 for feature writing and in-depth reporting. In 2021, Pye earned First Place in the Green Eyeshade awards for "Best Blog" for his side-project BrowardBeer.com. Since taking a full-time position as associate editor at Debt.com in 2018, Pye has become a certified debt management professional who's applied what he's learned to his personal life by paying down more than $22,000 worth of combined credit card, student loan, auto and tax debt in less than two years.

Publicado por Debt.com, LLC