Un número récord de estadounidenses no puede sobrevivir financieramente sin una herencia de sus padres.

Los estadounidenses ricos han alcanzado un nuevo nivel de decadencia, o simplemente están desesperados por dinero en efectivo.

Una encuesta reciente de 1.000 estadounidenses “adinerados” concluyó que un tercio no podría vivir sin la herencia de sus padres, según la firma de inversión Merrill Edge. Esa cifra salta al 63 por ciento entre los jóvenes de 18-24 años.

“Nunca hemos visto una dependencia tan fuerte en recibir una herencia”, dice Aron Levine, director de Merrill Edge. “La clave para la libertad financiera se está esbozando, y siguiendo un plan de acción para objetivos a corto y largo plazo más allá de una herencia, que puede o no llegar”.

La mayoría de los estadounidenses no tienen un plan para transferir una herencia

Determinar su estabilidad financiera en la ganancia inesperada de efectivo por parte de un ser querido puede no ser la opción más sabia. Y, como dice Levine, ¿qué pasa si nunca se recibe esa herencia?

La mayoría de las familias no habla de cómo la riqueza de sus padres se transferirá a la próxima generación cuando, de todos modos, van a morir. De hecho, solo el 37 por ciento de los herederos hablaron con sus benefactores sobre la riqueza que un día recibirían de ellos, según un estudio de RBC Wealth Management. Y solo el 30 por ciento de los benefactores tenía un plan para transferir sus bienes a la próxima generación.

Un plan de herencia es una preparación para trasladar los activos a los miembros de su familia sobreviviente después de su muerte. La familia deberá liquidar sus impuestos sucesorios, lo que generalmente involucra a un abogado con experiencia en derecho patrimonial.

“Las discusiones sobre el patrimonio y la planificación de la sucesión pueden tener una gran carga emocional, por lo que las familias tienden a alejarse de ellas”, dice el vicepresidente de RBC, Bill Ringham. “Pero para las familias que quieren dejar un legado y garantizar que lo que han logrado construir  esté protegido a través de las generaciones, la comunicación y la planificación son clave”.

Otro estudio, esta vez de “Fidelity investments”, encontró resultados similares. Los padres parecen pensar que se sienten cómodos hablando con sus hijos sobre dejarles una herencia, pero sus hijos dicen lo contrario. El setenta por ciento de los padres dicen que han hablado con sus hijos sobre qué hacer cuando mueren. Sin embargo, más de la mitad de los hijos no están de acuerdo.

“Cuando llega la planificación de  la herencia, en términos generales, cuanto antes sea, mejor”, dice el ejecutivo de Fidelity, Kevin Ruth. “No tener un plan adecuado de sucesión puede llevar a una gran confusión familiar una vez que un miembro amado de la familia muere. Con demasiada frecuencia, puede resultar en errores costosos o que los deseos de los seres queridos acerca de sus planes sobre sus bienes y legados no se cumplan”.

Desperdiciando la fortuna familiar

Dentro de los próximos cuatro años, la generación más adulta entregará más de $ 4 millones en riquezas a sus hijos y nietos.

Al menos eso dice un investigador de la Universidad Estatal de Ohio, Jay Zagorsky, en un estudio del 2012. También predice que los estadounidenses solo ahorrarán aproximadamente la mitad de ese dinero. La otra mitad terminará donada, gastada o simplemente desperdiciada.

Aún más alarmante, un estudio más reciente de Zagorsky dice, que el 30 por ciento tuvo “ahorros negativos”, gastaron más de lo que ahorraron,  dos años después de recibir su herencia.

“Muchas familias no han ahorrado lo suficiente para la jubilación o la educación universitaria de sus hijos”, dice el estudio. “Las herencias pueden ayudar a compensar estas deficiencias. Las familias que principalmente gastan el dinero incrementando su disfrute y consumo actual, no mejorarán su situación financiera”.

¿Le suministramos la información que necesitaba? Si no fue así, déjenos saber y mejoraremos esta página.
Díganos si le gustó o no le gustó este artículo, de esta manera trabajaríamos para mejorar nuestro sitio web.
No

About the Author

Joe Pye

Joe Pye

Joe Pye began writing about debt and personal finance more than three years ago while attending Florida Atlantic Univerisity, where he served as Editor-in-Chief of the student-run newspaper, the University Press. Before graduating with a bachelor's degree in multimedia journalism, Pye placed as a finalist for the Mark of Excellence award by the Society of Professional Journalists Region 3 for feature writing and in-depth reporting. Since taking a full-time position as associate editor at Debt.com in 2018, Pye has become a certified debt management professional who's applied what he's learned to his personal life by paying down more than $22,000 worth of combined credit card, student loan, auto and tax debt in less than two years. He maintains a frugal and debt-free lifestyle. Pye's goal is to uncover trends in the financial world and share his experiences to help readers stay out of debt.

Publicado por Debt.com, LLC