Probablemente no, pero la única forma de saberlo con seguridad es contratando a un abogado

4 minute read

Pregunta: Creo que realmente lo he arruinado. En mis tarjetas de crédito debo casi tanto como lo que gano, y antes de la pandemia, pedí un préstamo hipotecario. Pensé que podía manejarlo todo, y entonces ocurrió el cierre. Mi esposa está completamente desempleada y tuve que tomar un permiso. No he pagado ese préstamo hipotecario y estoy recibiendo cartas desagradables.

Estamos pensando en la bancarrota, y por lo que veo, no es un problema para las tarjetas de crédito. ¿Pero qué pasa con el préstamo hipotecario? Sigo escuchando que la bancarrota le permite conservar su casa, pero, ¿es eso cierto, aunque no pueda pagar el préstamo hipotecario? Internet es una cosa maravillosa, pero no me da una respuesta clara sobre esto. No sé por qué.

– Paul de Georgia

Steve Rhode, “El hombre para salir de las deudas” (“Get Out of Debt Guy”, en inglés) responde…

La razón por la que Internet no le está dando “una respuesta clara” es simple: No hay una respuesta fácil. Pero puedo decirle la regla general…

Los préstamos sobre el capital de la casa son gravámenes, y si no paga, no puede quedarse.

Una respuesta menos satisfactoria pero más completa es: depende. ¿De qué? De dónde viva, para empezar. La bancarrota y otras protecciones de la deuda son administradas por los estados – y vive en uno de los peores para eso, Paul.

El Centro Nacional de Leyes del Consumidor [ENG] clasifica a cada estado según la protección de sus residentes contra los cobradores de deudas. Seis estados obtuvieron calificaciones de F el año pasado:

  • Delaware.
  • Georgia.
  • Kentucky.
  • Michigan.
  • New Jersey.
  • Utah.

Otro factor es dónde obtuvo su préstamo hipotecario en primer lugar. Algunos prestamistas son más indulgentes que otros. Ellos trabajarán pacientemente con usted en un plan de pago. Otros querrán embargar su casa tan pronto como puedan legalmente, para poder revenderla.

¿Qué es un préstamo sobre el valor acumulado de la vivienda, en todo caso?

Antes de seguir adelante, revisemos lo que pasó cuando tomó ese préstamo hipotecario. Para algo que suena tan simple, puede ser un poco confuso.

La palabra más importante en “préstamo sobre el valor acumulado de la vivienda” capital. En pocas palabras, el capital es la diferencia entre lo que vale su casa y lo que debe en su hipoteca. El capital se acumula de dos maneras, una que puede controlar y otra que no. Si hace los pagos mensuales y añade un poco, y acumula capital. Otra manera: que los valores de los bienes raíces en su área suban.

Cuando se obtiene un préstamo sobre el capital acumulado en la vivienda, se recibe una suma global de dinero en efectivo que se devuelve a una tasa de interés relativamente baja (al menos en comparación con las tarjetas de crédito con las que Paul tiene dificultades). Pero aquí está el problema: la garantía de ese préstamo es su propia casa.

Un préstamo sobre el valor acumulado de la vivienda crea un gravamen [ENG] sobre su casa. Los gravámenes son obligaciones legales que usted hace, permitiendo que un acreedor embargue los bienes que usted puso como garantía. Así que, si no paga ese préstamo hipotecario, puede perder fácilmente su casa.

Y lo que es peor: si quiere vender su casa mientras aún tiene ese préstamo, primero debe pagar el saldo total.

Lo que la bancarrota puede y no puede hacer

En la bancarrota, usted busca el alivio legal de nuestros acreedores. Básicamente, las protecciones legales del prestamista (gravámenes) se enfrentan a sus protecciones legales (bancarrota). Aquí es donde comienza a complicarse.

Mientras que el gobierno federal establece los procedimientos y los límites de la bancarrota, los estados tienen mucho margen para establecer sus propias reglas. Pueden decidir qué bienes puede proteger de los acreedores. Puede resultar bastante difícil.

En Wyoming, si debe menos de $5,000 en su auto, a menudo puede quedárselo. Pero no es así en Alabama. En Ohio, puede proteger una parcela de entierro, pero en New Hampshire, puede proteger hasta seis ovejas.

Incluso la más simple de las bancarrotas es confusa. Encima, añadir un préstamo sobre el valor de la vivienda, no es algo que Google pueda resolver para usted.

¿Y ahora qué?

La mejor manera de ver una situación que involucra tanto a los bienes raíces como a los prestamistas es reconocer que nunca podrá resolver todas las reglas y regulaciones por sí mismo. Afortunadamente, todavía tiene opciones.

Cuando las deudas y los embargos de una propiedad superan su valor, es fundamental buscar consejería legal de un abogado de bancarrota que tenga licencia en su estado. Eso plantea la pregunta, “¿Cómo encuentro un buen abogado?”

Aunque puede aprender todo eso aquí [ENG], mi consejo es que busque un abogado después de consultar a un consejero de crédito. ¿Por qué? Porque querrá contactar con un abogado que conozca bien su situación. Obtener un análisis gratuito de la deuda podría indicarle otras soluciones.

¿Su prestamista negociará con usted? ¿Puede un programa de manejo de deudas bajar sus pagos de tarjeta de crédito lo suficiente como para cubrir sus pagos mensuales en ese préstamo sobre el valor acumulado de la vivienda? ¿Es la liquidación de deudas adecuada para algunas de sus deudas?

Incluso si la respuesta termina siendo la bancarrota, entrará en ella con los ojos abiertos. No hay una salida fácil cuando un préstamo hipotecario no puede ser devuelto, pero la buena noticia es: Hay gente ahí fuera que hará todo lo posible para ayudarlo.

Recuerde, si tiene deuda de tarjetas de crédito, deudas de impuesto o, incluso, desea reparar su puntaje de crédito, puede llamarnos al 1-844-669-4596 y un experto en finanzas le hará una consulta gratuita.

Conéctese con un consejero de crédito certificado para un análisis gratuito de deuda y presupuesto.

Evaluación GratuitaCall To Action Link
Did we provide the information you needed? If not let us know and we’ll improve this page.
Let us know if you liked the post. That’s the only way we can improve.
Yes
No

About the Author

Steve Rhode

Steve Rhode

Steve Rhode is known as the ‘Get Out of Debt Guy’ and he has been teaching people how to deal with money problems since the 1990’s. After his own personal bankruptcy, he formed a nonprofit organization to help people get out of debt. Since then, he’s had a syndicated advice column in 50 newspapers across the country and has written three books. He’s appeared on FOX, CNN, ABC, NBC, and MSNBC giving money advice and now he is now an investigative reporter specializing in covering consumer debt and the debt relief world.

Publicado por Debt.com, LLC