Un lector puede saldar sus antiguas deudas, pero se pregunta si es mejor no hacerlo

2 minute read

Tengo una deuda de consumo generalizada (deudas en tarjetas de crédito regulares, con $2,632 en cargos desde junio de 2019). Mi morosidad fue reportada por primera vez el 1 de junio de 2019. Todavía está con el acreedor original, que es Wells Fargo. Parece que mis únicas opciones son un acuerdo de liquidación o pagar en su totalidad. Tengo la opción de pagar en su totalidad la deuda. ¿Se supone que debo negociar algo o simplemente ir en línea y pagarla?

— Ryan de Colorado Springs

Howard Dvorkin, CPA responde…

Sí, ambas opciones son posibles, pero una es mejor (y más barata) que la otra.

En primer lugar, permítame explicar exactamente lo que sucede aquí. Mucha gente no sabe lo que es una “cancelación” (“charge off”, en inglés) hasta que le ocurre. No es bonito.

Parece que “charged off” debería significar “desaparecido”. Pero no es así. Sigue existiendo y puede causar graves daños.

De hecho, si esto le sucede a usted, es lo peor de ambos mundos. En primer lugar, su tarjeta de crédito es congelada. No puede hacer ningún otro cargo en ella. En segundo lugar, sigue debiendo dinero. Y lo que es peor, ni siquiera puede hacer los pagos mínimos, pero el emisor de la tarjeta de crédito puede seguir informando de la cantidad como vencida.

Una vez que un cargo se incluye en su reporte de crédito, puede permanecer allí durante siete años. Obviamente, esto no es bueno.

Si usted puede pagar la deuda en su totalidad, evitará que sea reportada como deuda incobrable y aparecer así en su reporte de crédito. Otra ventaja: No tendrá que enfrentarse al Servicio de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés).

Cómo las cancelaciones de deudas pueden suponer un aumento de los impuestos

Una cosa que no he mencionado sobre las cancelaciones (porque son complicadas) es que el IRS se involucra. Es posible que tenga que pagar impuestos por la deuda. Esto tampoco es bueno.

También mencionó la liquidación de deudas, Ryan. Esta también es una opción probada. ¿Recuerda que dije que las cancelaciones eran complicadas? También lo es la liquidación de deudas. En primer lugar, hay que evitar las estafas de liquidación de deudas. Segundo, es mejor que se familiarice con términos como “pagar por borrar” y “re-actualizar”. En tercer lugar, tiene que ser paciente, porque la liquidación de deudas puede tardar entre 18 meses y cuatro años. En cuarto lugar, tiene que estar de acuerdo con que la liquidación disminuye su puntaje de crédito durante siete años.

El momento adecuado para recurrir a la liquidación de deudas

La liquidación de deudas es una opción real para algunas personas con problemas, pero no parece que tenga problemas en este momento, Ryan. Por supuesto, esa es la última pieza de este rompecabezas. Decisiones como estas no se toman a la ligera. Si nos reuniéramos para discutir esto, le preguntaría sobre muchas cosas más de su vida. Aunque ahora tiene el dinero para pagar todo, ¿posee algo más ahorrado? ¿Tiene que hacer frente a grandes gastos próximamente? ¿Es seguro su trabajo?

Antes de decidirse por esta cuestión, Ryan, examine todo su panorama financiero.

Encuentre la mejor solución para lidiar con la deuda de la tarjeta de crédito, ya sea actual, vencida, o cancelada.

Evaluación gratuitaCall To Action Link
Did we provide the information you needed? If not let us know and we’ll improve this page.
Let us know if you liked the post. That’s the only way we can improve.
Yes
No

About the Author

Howard Dvorkin, CPA

Howard Dvorkin, CPA

I’m a certified public accountant who has authored two books on getting out of debt, Credit Hell and Power Up, and I am one of the personal finance experts for Debt.com. I have focused my professional endeavors in the consumer finance, technology, media and real estate industries creating not only Debt.com, but also Financial Apps and Start Fresh Today, among others. My personal finance advice has been included in countless articles, and has appeared in the New York Times, the Washington Post, Forbes and Entrepreneur as well as virtually every national and local newspaper in the country. Everyone should have a reason for living that’s bigger than themselves, and besides my family, mine is this: Teaching Americans how to live happily within their means. To me, money is not the root of all evil. Poor money management is. Money cannot buy happiness, but going into debt always buys misery. That’s why I launched Debt.com. I’m glad you’re here.

Publicado por Debt.com, LLC