A un lector le preocupa que su negocio paralelo o secundario, se enfrente a enormes problemas fiscales

4 minute read

Pregunta: Trabajo como secretaria legal durante el día, pero por la noche, vendo mis propias artesanías en línea. Debido a que estoy cerca de abogados todo el día, me enteré de un caso llamado South Dakota v. Wayfair, y eso me hizo leerlo. Básicamente, dice que los estados, ahora pueden cobrar impuestos por las compras que alguien haga fuera del estado, y yo vendo la mayoría de mis cosas a personas en otros estados. ¿Me pueden explicar esto? A pesar de lo que he leído, todavía tiene poco sentido para mí. ¿Y hay algo que pueda hacer para evitar estos impuestos?

— Jo en Nevada

Jacob Dayan responde…

Si es complicado Sí, hay algo que puede hacer. Vamos a descomponerlo.

El año pasado, la Corte Suprema anunció en un fallo 5-4 [ENG] que los estados tienen el derecho de cobrar impuestos sobre las ventas a los minoristas en línea que no tienen presencia física en el estado. Este fallo histórico fue llamado South Dakota v. Wayfair, Inc.

No lo haré demasiado técnico, está bien, quizás solo un poco, pero esa decisión volcó a Quill Corp v. North Dakota , hace tiempo, en 1992. Esa decisión limitó la capacidad de responsabilizar a los minoristas del impuesto a las ventas, solo a los minoristas que tenían presencia física en el propio estado.

Hola, soy Jacob Dayan, CEO y cofundador de Community Tax. Y estas son “Preguntas sobre impuestos”. Cuando piensa en las palabras “tecnología” e “impuestos”, por lo general piensa en las calculadoras en línea, o en los cuadros de chat que pueden ayudarlo a completar adecuadamente sus declaraciones de impuestos anuales. Pero la tecnología también está afectando a los comerciantes que venden sus productos en línea y si deben cobrar a sus clientes los impuestos estatales a las ventas, incluso si esos comerciantes no están ubicados allí.

Durante años, esa respuesta fue no. Y no fue otra cosa que no fuera la Corte Suprema en 1992. Pero el año pasado, la Corte Suprema cambió esencialmente de parecer en un caso llamado “South Dakota vs. Wayfair” que dictaminó que los estados pueden cobrar impuestos sobre las ventas a los comerciantes que venden a sus residentes sólo en línea. Entonces, por supuesto, otros estados han estado modificando sus propias leyes, para que puedan obtener algunos ingresos adicionales. ¿Podría preguntar qué significa eso para los comerciantes y los clientes? Eche un vistazo a mi análisis en Debt.com. Y si tiene sus propias preguntas sobre los impuestos, deme un toque allí.

El nuevo precedente establecido por el Tribunal, tendrá impactos de gran alcance en la forma en que se aplica el impuesto a las ventas en todo el país. ¿Qué significará el nuevo fallo de la Corte Suprema para los negocios en línea que pueden estar pendientes de pagar una tonelada de impuesto a las ventas?

A la luz del panorama cambiante del comercio, tal vez para muchos, esta decisión tenga sentido. La venta de bienes y servicios ha evolucionado con el tiempo (como todas las cosas) con la tecnología. El impuesto a las ventas era un concepto relativamente simple cuando las tiendas y negocios locales constituían la mayoría de los minoristas. Se hizo más complejo a medida que las tiendas se convirtieron en cadenas nacionales y globales. Pero con la popularidad emergente y la conveniencia de los minoristas en línea en los últimos 10 años, los estados realmente sintieron el impacto por la falta de ingresos por los impuestos sobre las ventas.

Los estados como Dakota del Sur, sin impuestos sobre la renta, dependen en gran medida de los ingresos por impuestos provenientes de las ventas. El auge del comercio minorista en línea estaba erosionando seriamente sus arcas, lo que lo convertía en una emergencia de ingresos a nivel estatal, como lo dice el juez Kennedy.

El dictamen, discute además que la decisión de Quill Corporation creó esencialmente una laguna en el impuesto sobre las ventas, que privó a los estados de la capacidad de cobrar impuestos sobre las ventas, pero también generó mayores problemas de ventaja desleal en el mercado. La opinión de Kennedy afirma que los minoristas en línea pudieron evitar la carga del impuesto a las ventas, por lo que pudieron ofrecer “precios de facto más bajos”.

Quizás un resumen clave del razonamiento de la Corte para anular su propio precedente, se explica mejor en las propias palabras del juez Kennedy …

“Rechazar la regla de presencia física, es necesario para garantizar que las ventajas competitivas artificiales no sean creadas por los precedentes de este Tribunal. Este tribunal no debe impedir que los estados cobren impuestos legales a través de una regla de presencia física que solo se puede cumplir si hay un empleado o un edificio en el estado.”

Ahora que se ha invalidado el precedente de la presencia física, es extremadamente importante para las empresas que venden en línea, prestar atención a todo movimiento legislativo relacionado con los impuestos que deben imponer los estados. En el mejor de los casos, los estados se verán obligados a racionalizar sus requisitos de impuesto a las ventas, y la decisión del Tribunal deja claro que los impuestos a las ventas estatales impuestas al comercio, no deberían discriminar a los vendedores de fuera del estado, y no deben colocarlos en una posición indebida de carga sobre el comercio interestatal. Pero no se estableció explícitamente cómo los estados deberían aplicar esta nueva ley.

Qué puede hacer Jo

En Dakota del Sur, existe una “regla de puerto seguro” que exime a las empresas de fuera del estado de cobrar impuestos sobre las ventas por menos de $ 100,000 en ingresos o menos de 200 transacciones. Por lo tanto, es una apuesta segura para las empresas esperar que la legislación estatal alineará las leyes de impuestos sobre las ventas con algo similar a la ley de Dakota del Sur, ya que ha sido confirmada por el Tribunal Supremo del país.

Si bien todavía existe un alto grado de incertidumbre sobre cómo se supone que los negocios en línea e interestatales deben cumplir con todas las jurisdicciones de impuestos sobre las ventas en las que venden, una cosa es cierta: es poco probable que los consumidores elijan pagar impuestos sobre las ventas en una tienda física, sobre la conveniencia de comprar en línea, incluso si eso viene con el impuesto sobre las ventas también. Al final del día, los vendedores pasan los impuestos sobre las ventas a los consumidores, por lo que el costo adicional de la decisión, se debe limitar a la contratación de profesionales de impuestos para garantizar que la empresa siga cumpliendo con sus obligaciones de impuestos sobre las ventas en todo el país.

Recuerde, si tiene deuda de tarjetas de crédito, deudas de impuesto o, incluso, desea reparar su puntaje de crédito, puede llamarnos al 1-844-669-4596 y un experto en finanzas le hará una consulta gratuita.

Jacob Dayan es cofundador de Community Tax LLC [ENG], una compañía de impuestos de servicio completo, que ayuda a los clientes de todo el país con la resolución y la preparación de impuestos, los registros contables y la contabilidad.

 

 

Did we provide the information you needed? If not let us know and we’ll improve this page.
Let us know if you liked the post. That’s the only way we can improve.
Yes
No

About the Author

Jacob Dayan

Jacob Dayan

Jacob Dayan was born and raised in Chicago and worked in New York City as a financial analyst at Bear Stearns. In 2009, he returned to Chicago to be with his family and pursue a career assisting consumers and small businesses with various financial needs. In 2010, he co-founded Community Tax LLC, a full-service tax company helping customers nationwide with all of their tax resolution, tax preparation, bookkeeping, and accounting needs. He’s a licensed attorney in Illinois who graduated Magna Cum Laude from Mitchell Hamline School of Law and has worked with more than 60,000 clients – resolving more than $400 million in tax liabilities.

Published by Debt.com, LLC