¿Pensando en no pagar la deuda del préstamo estudiantil? En su lugar, pruebe estas opciones financieramente inteligentes

7 alternativas a la morosidad en su préstamo estudiantil

7 alternativas a la morosidad en su préstamo estudiantil

¿Recuerda lo emocionado que estaba cuando recibió préstamos estudiantiles para pagar la universidad? Eso es cosa del pasado y su felicidad puede estar desapareciendo ahora que está en proceso de pago, especialmente si está teniendo problemas para hacer los pagos mensuales de los préstamos estudiantiles. Es posible que incluso se esté acercando a la morosidad.

Sin embargo, no importa cuánto esté luchando financieramente, el incumplimiento de un préstamo estudiantil no es una opción a considerar. El incumplimiento de un préstamo estudiantil puede dañar su crédito, aumentar sustancialmente la deuda y perseguirlo incluso después de que comience a recibir beneficios de jubilación del seguro social.

Haga clic o pase las diapositivas para leer 7 alternativas inteligentes a la morosidad en su préstamo estudiantil.

1. Cambiar a un plan de pago basado en los ingresos

Si no gana lo suficiente en su trabajo para hacer los pagos mensuales de su préstamo estudiantil federal, puede ser el momento de comunicarse con el titular de su préstamo para cambiar a un plan de pago basado en los ingresos.

“La mayoría de los préstamos estudiantiles federales son elegibles para al menos un plan de pago basado en los ingresos”, según el Departamento de Educación de los Estados Unidos. Si sus ingresos son lo suficientemente bajos, es posible que hasta pueda recibir un pago tan bajo como $0 por mes mientras ordena sus finanzas.

2. Cambiar la fecha de vencimiento del pago

Tal vez su problema de pago atrasado se deba a una fecha de vencimiento que cae en una semana incómoda entre los días de pago. Por ejemplo, si su renta se vence el primer día del mes, el pago de su auto el día 7 y su préstamo estudiantil el día 10, eso es una gran cantidad de gastos para cubrir con un cheque de pago.

Si ese es el caso, comuníquese con el administrador de su préstamo para ver si puede cambiar la fecha de vencimiento de su pago a una que funcione mejor. Cree un presupuesto mensual si no lo tiene, para que un día pueda llegar a un punto en el que todo esté cubierto sin importar la fecha de vencimiento del pago.

Solicitar una indulgencia de morosidad

3. Solicitar una indulgencia de morosidad

Una indulgencia de morosidad le permite suspender temporalmente los pagos durante un período de tiempo específico. Durante el período de indulgencia de morosidad, los intereses continúan acumulándose, lo que puede aumentar el monto del préstamo. Usted puede solicitar una indulgencia de morosidad con el administrador de su préstamo.

Si es posible, siga pagando por lo menos la cantidad de interés cada mes durante una indulgencia de morosidad, ya que esto evitará que el interés mensual se capitalice y se añada al capital de su préstamo al final del período de indulgencia de morosidad.

Lea: ¿Qué pasa si no puedo pagar mis préstamos estudiantiles?

4. Considerar el aplazamiento

Es posible que pueda recibir un aplazamiento del administrador de su préstamo, lo que también le permite al prestatario dejar de hacer pagos temporalmente durante un período específico. Dependiendo del tipo de préstamo federal, es posible que no sea responsable de pagar ningún interés que se acumule durante un aplazamiento.

Comuníquese con el administrador de su préstamo para averiguar si es elegible para un aplazamiento, especialmente si está experimentando dificultades financieras o problemas médicos, tiene una discapacidad o está desempleado y no puede encontrar trabajo.

5. Consolidar múltiples préstamos

Si tiene problemas para hacer los pagos de préstamos estudiantiles federales en más de un préstamo, comuníquese con el administrador de su préstamo para consolidar múltiples préstamos en un solo préstamo de Consolidación Directa, el cual tiene una tasa de interés fija durante la vigencia del préstamo.

Para calificar para la consolidación, los préstamos deben estar en pago o en el período de gracia. Los pagos comienzan 60 días después de que el préstamo es desembolsado (pagado).

Explorar los programas de perdón de préstamos

6. Explorar los programas de perdón de préstamos

Aunque el gobierno no es exactamente famoso por su naturaleza indulgente cuando se trata de dinero prestado o adeudado, el Departamento de Educación de los EE.UU. ofrece algunas opciones de perdón de préstamos estudiantiles que podrían eventualmente deshacerse de su deuda de préstamos estudiantiles para siempre.

Es posible que pueda recibir la condonación del préstamo sobre el saldo restante de sus Préstamos Directos bajo el Programa de Perdón de Préstamos de Servicio Público (PSLF, por sus siglas en inglés). Los educadores que califiquen también podrían ser elegibles para recibir perdón hasta $17,500 a través del Programa de Perdón de Préstamos para Educadores. Los veteranos militares [ENG] discapacitados también pueden ser elegibles para el perdón de préstamos estudiantiles.

7. Regresar a la escuela

¿Perseguir un título avanzado o tomar cursos universitarios le ayudará a conseguir un trabajo mejor pagado para que pueda pagar los préstamos estudiantiles existentes más rápido? Volver a la escuela puede ser la respuesta. Cuando usted se inscribe en una universidad o escuela de carrera elegible, por lo menos medio tiempo, en la mayoría de los casos, su préstamo estudiantil federal será colocado en aplazamiento automáticamente.

Obtener más préstamos estudiantiles no es una opción viable si no puede pagar los préstamos que ya tiene, por supuesto. ¿Tiene su empleador un programa de reembolso de matrícula? ¿Es usted elegible para las becas? ¿Pueden sus padres pagar su matrícula o prestar el dinero? Averíguelo.

Este artículo de Deb Hipp fue publicado originalmente en Debt.com.

Recuerde, si tiene deuda de tarjetas de crédito, deudas de impuesto o, incluso, desea reparar su puntaje de crédito, puede llamarnos al y un experto en finanzas le hará una consulta gratuita.

¿Le suministramos la información que necesitaba? Si no fue así, déjenos saber y mejoraremos esta página.
Díganos si le gustó o no le gustó este artículo, de esta manera trabajaríamos para mejorar nuestro sitio web.
Yes
No

About the Author

Deb Hipp

Deb Hipp

Deb Hipp es un escritor independiente de tiempo completo que reside en Kansas City, MO. Deb pasó de no poder obtener la aprobación de una tarjeta de crédito o un préstamo hace 20 años, a tener un excelente crédito hoy, y haberse convertido en propietario de su casa. Deb aprendió sus lecciones sobre el dinero por el camino más difícil. Ahora ella quiere compartir sus experiencias, para ayudarlo a pagar sus deudas, arreglar su crédito y dejar de estar al borde de la quiebra todo el tiempo. Los artículos de finanzas personales y créditos de Deb suelen publicarse en editoriales relevantes como Credit Karma y The Huffington Post.

Publicado por Debt.com, LLC