Cuidar los centavos y derrochar los billetes tontamente le costará más a largo plazo.

minutos de lectura

7

10 trucos para ahorrar dinero que debería evitar

10 consejos para ahorrar dinero que debería evitar

Si está haciendo todo lo posible por ahorrar dinero, es posible que no se dé cuenta de que esos movimientos frugales podrían costarle. Descubrir cómo reducir y gastar menos es un ejercicio genial, pero debes tener cuidado de que tus esfuerzos no resulten contraproducentes.

Cuidando tus centavos suele ser una buena idea. Un informe de Value Penguin encontró que la deuda promedio de las tarjetas de crédito de los hogares estadounidenses era de $ 5,700. Sin embargo, no todas las ideas para ahorrar dinero son iguales. Mientras que algunos lo ayudarán a reducir miles de sus ganancias, otros podrían acumular más gastos en el futuro.

Aquí hay 10 maneras en que sus movimientos para ahorrar dinero pueden terminar costándole más en el futuro.

1. Comprar cosas baratas

Gastar la menor cantidad de dinero, puede parecer, en principio, una buena idea. Sin embargo, como dice el dicho, “obtienes lo que pagas”. En muchos casos, el artículo con el precio más bajo es de calidad inferior y debe reemplazarse con frecuencia.

Si tiene que reemplazar continuamente un artículo porque se descompone o deja de funcionar, esto anulará cualquier ahorro. Además, puede causarle más problemas, ya que no podrá confiar en que ese elemento tenga un buen desempeño en todo momento.

Una mejor opción, es pagar más por un producto de calidad que resistirá la prueba del tiempo. Si bien puede costar más al principio, por lo general vale la pena evitar todos los dolores de cabeza de ir por lo que es más barato. En muchos casos, es posible que pueda encontrar un artículo de mayor calidad por menos, pero eso es circunstancial. Haga su investigación para averiguar cómo obtener el mejor producto por su dinero antes de realizar la compra.

2. Volverse loco con los cupones

Si bien el uso de cupones puede ser una excelente manera de ahorrar dinero, volverse loco con el recorte de cupones es todo lo contrario. El hecho de que tenga un cupón para algo, no significa que deba comprarlo, incluso si solo paga centavos. Si no tiene un bebé, acumular pañales por menos de un dólar es una pérdida de espacio y dinero.

Además, tenga en cuenta que los fabricantes ponen cupones para sus productos por una razón. Según Supermarket News, los compradores que usan cupones gastan más dinero. Evite la trampa de gastar en exceso para ahorrar, haciendo primero una lista de compras y luego buscando cupones que coincidan con esa necesidad. Cuando llegue a la tienda, apéguese a su lista y no compre artículos adicionales solo porque cuente con un cupón.

No guardar dinero para la jubilación

3. No guardar dinero para la jubilación

Si bien la jubilación puede parecer muy lejana, el día que cuelgue su sombrero llegará más rápido de lo que cree. Cuanto más espere para comenzar a contribuir a su cuenta de jubilación, menos podrá gastar en sus años dorados.

[Consulte el informe detallado de Debt.com: Cómo ahorrar para la jubilación.

Cuando comienza a contribuir a su 401k cuando aún es joven, puede aprovecharse de la magia del interés compuesto. Cuanto más tiempo pueda hacer crecer su dinero en sus cuentas de inversión, más intereses ganará y más tendrá disponible para financiar su jubilación.

Si su compañía ofrece un plan de contribución en una cuenta 401k, estará dejando dinero en la mesa. Cada cantidad cuenta. Hable con su departamento de Recursos Humanos para configurar una cuenta de jubilación hoy mismo, y comience a contribuir a ella automáticamente con cada cheque de pago.

4. Tener un deducible de seguro muy alto

Por lo general, cuanto mayor sea el deducible del seguro que compre, menor será la prima. Eso es porque usted asume algunas de las cargas financieras asociadas con una reclamación. Sin embargo, asegúrese de tener el dinero en su cuenta si necesita cubrir el deducible.

Tener un deducible de seguro alto [ENG] con la esperanza de no tener que presentar una reclamación, es como jugar a la ruleta. Si termina teniendo que usar su seguro, no tener el dinero para cubrir el deducible puede dejarlo varado.

Elija un deducible que pueda cubrir cómodamente y que lo lleve a una prima que pueda pagar dentro de su presupuesto. Asegúrese de comparar y revisar su cobertura cada año, para que sepa que está pagando el precio más bajo y aun así, obteniendo la protección que necesita.

5. Tratar de hacerlo usted mismo (DIY, por sus siglas en inglés)

Hacer las cosas usted mismo puede ahorrarle dinero y puede aprender nuevas habilidades. Usando YouTube, puede encontrar videos de “cómo hacerlo” para casi cualquier cosa. Sin embargo, solo porque pueda intentar algo, no significa que deba hacerlo.

Siempre que decida ir por el camino de “hacerlo usted mismo”, asegúrese de entender el proyecto y tener al menos las habilidades y conocimientos básicos para lograrlo. Si no lo tiene, puede terminar pagando, a posteriori, miles más para que un profesional arregle el desastre que hizo.

Antes de comenzar, investigue lo que más pueda y hable con otras personas que hayan realizado proyectos similares. Asegúrese de estar cómodo en cada paso del proceso. Si hay una parte del proyecto donde sería mejor contratar a un profesional, no dude en contratar a alguien que sepa lo que debe hacerse.

Compras a granel

6. Compras a granel

Las tiendas como Costco y Sam’s Club , pueden ofrecer excelentes valores en los artículos que usted usa de forma regular. Pueden hacerlo, porque venden cantidades más grandes. Sin embargo, si no puede usar lo que compra antes de que expire, esto hará inútil cualquier dinero que haya ahorrado al comprar allí.

Por ejemplo, si compra una bolsa de zanahorias de cinco libras por la mitad de lo que pagaría en una tienda de abarrotes normal, pero luego termina tirando la mayor parte, eso no es ahorrar dinero. Compre en grandes cantidades solo lo que tenga sentido para usted y su familia.

Si hay un precio particularmente bueno en algo, pero ya sabe de antemano que no lo consumirá, considere dividirlo con un amigo. De esta manera, ambos obtendrán un buen trato, y no tendrán que preocuparse por nada que se desperdicie.

7. No ir al médico

Mientras que ir al médico puede costarle algo de dinero, no ir puede ser aún más caro. Escatimar en su salud puede tener consecuencias a corto y largo plazo. Si está enfermo y no ve a su médico para ahorrar el copago, podría terminar perdiendo varios días de trabajo debido a una enfermedad prolongada.

Además, si desarrolla complicaciones, puede terminar en el hospital por un período prolongado, lo que le costará aún más tiempo y dinero. Por otro lado, si tiene síntomas recurrentes que ignora porque no quiere ir al médico, tenga cuidado. Sus dolores y molestias pueden indicar una condición subyacente que solo podría empeorar a largo plazo sin tratamiento.

Si está enfermo o preocupado por un síntoma en particular, no dude en hacer una cita con su médico. El desembolso de su copago es un pequeño precio a pagar para mejorar más rápido y para su tranquilidad.

8. Comprar algo solo porque está en oferta

Salir de compras puede ser adictivo. Si encuentra algo de alto puntaje a un precio bajísimo puede llevarlo a comprar artículos que no necesita, solo porque están a buen precio. No se deje atrapar por la trampa del gasto excesivo, solo porque ahorrará dinero.

Antes de realizar una compra, asegúrese de considerar si realmente necesita el artículo, o si lo está comprando solo porque el precio es increíble. Trate de establecer un período de reflexión para ayudarlo a evitar que efectúe compras impulsivas.

Hable con un amigo o una persona con la que tenga confianza, para pedirle su opinión, antes de realizar compras por sobre un monto determinado. Por ejemplo, establezca que no comprará nada que cueste más de $ 50 antes de hablar con su esposo. Esto debería darle una pausa muy necesaria antes de que busque su billetera y saque su tarjeta de crédito.

No deposite sus ahorros

9. En realidad usted no deposita sus ahorros

¿Le encanta mirar su recibo, y revisar la parte inferior para ver cuánto dinero ahorró hoy? Si bien ahorrar mucho dinero en su paseo de compras puede sentirse bien, no significa nada, a menos que realmente guarde esos ahorros.

Antes de darse una palmadita en la espalda, considere el hecho de que el dinero que ahorró puede terminar rápidamente en algo más. Para asegurarse de que obtiene todos los beneficios de sus ahorros, transfiera el dinero de su cuenta corriente a su cuenta de ahorros.

No tiene que hacer esto después de cada paseo de compras. Reserve un par de minutos una vez a la semana, y entonces cuente todo el dinero que ha ahorrado. Tome esa cantidad y transfiérala de su cuenta corriente a su cuenta de ahorros para que pueda ver realmente el dinero que entra.

10. Ignora el gran panorama del ahorro

Si bien encontrar el par de botas perfecto al 50 por ciento de descuento es excelente, pagar en exceso por su seguro de automóvil no lo es. No se concentre tanto en los pequeños gastos y deje olvidado tapar las grandes fugas de dinero.

Mire sus cinco a 10 gastos más grandes por año y descubra cómo puede reducir sus gastos en cada área. ¿Puede reducir el monto de su alojamiento o utilizar el transporte público en lugar de conducir? ¿Quizás pueda encontrar una tasa de seguro de propietario de vivienda más baja o refinanciar su hipoteca para reducir sus facturas mensuales?

Si observa su presupuesto, es probable que encuentre varias áreas donde puede recortar y ahorrar dinero. Centrarse en los gastos más grandes, garantiza que sus esfuerzos tengan un efecto significativo en sus resultados. Esto podría liberar varios miles de dólares con el mínimo esfuerzo y sacrificio de su parte.

¿Le suministramos la información que necesitaba? Si no fue así, déjenos saber y mejoraremos esta página.
Díganos si le gustó o no le gustó este artículo, de esta manera trabajaríamos para mejorar nuestro sitio web.
Yes
No

About the Author

Veneta Lusk

Veneta Lusk

Veneta Lusk es una escritora independiente a la que le encanta empoderar a las personas para que sean inteligentes con sus finanzas. Después de haber logrado estar libres de deudas, ella y su esposo, crearon un estilo de vida flexible para poder viajar más, concentrarse en proyectos divertidos y pasar tiempo con la familia.

Publicado por Debt.com, LLC