Si alguna vez ha intentado financiar un auto, alquilar un apartamento u obtener una tarjeta de crédito, es probable que haya tenido que pasar primero por algunos obstáculos. Uno de ellos es pasar por una consulta de crédito que puede hacerle sentir ansioso. Aparte del miedo a que se lo denieguen, también puede preocuparle cómo afectará a su puntuación una nueva solicitud de crédito.

Dependiendo del tipo de consulta que se haga, puede causar un golpe temporal a su puntuación, o no tener ningún efecto. El resultado depende de si se trata de una consulta dura o suave.

Si no tiene idea de lo que es cada una de ellas, aprenderá sobre ambas con más detalle a continuación. Las consultas de crédito representan 10% de su Puntaje FICO, por lo que es una información que vale la pena conocer.

Tabla de contenidos

¿Qué es una consulta de crédito?

Las consultas de crédito indican a los prestamistas si usted es un buen prestatario. Antes de concederle un crédito, quieren saber si no ha efectuado ningún pago, durante cuánto tiempo ha tenido crédito y cuántas cuentas de crédito tiene abiertas. ¿Cómo encuentran esta información? Obteniendo una copia de su reporte crediticio de agencias de crédito como TransUnion, Experian, o Equifax.

Si no posee el mejor historial crediticio, esto puede hacer que los prestamistas rechacen su solicitud. Sin embargo, la consulta seguirá apareciendo en su reporte durante un tiempo.

Consultas duras

También conocidas como “hard pulls”, en inglés, estas consultas de crédito se producen cuando los prestamistas o los emisores de tarjetas comprueban su crédito. Las consultas duras suelen ser necesarias para:

  • Hipotecas.
  • Alquiler de apartamentos.
  • Préstamo para estudiantes.
  • Préstamos para automóviles.
  • Tarjetas de crédito.
  • Préstamos personales.

Consultas suaves

Las consultas suaves no suelen tener nada que ver con un nuevo crédito. Por ejemplo, si alguna vez ha recibido una tarjeta de crédito preaprobada por correo, es probable que la empresa haya realizado una consulta de crédito suave de antemano. Lo hacen para ver si cumple con los requisitos para obtener un crédito, y cuando los cumple, le preaprobarán la tarjeta. Las consultas suaves también pueden utilizarse para ayudarle a precalificar para un préstamo.

¿Se pregunta cómo pueden ver su reporte sin su permiso? Las consultas suaves se pueden hacer sin su permiso.

Por suerte, no tienen ningún impacto en su puntaje de crédito porque las consultas suaves no suelen hacerse para una nueva solicitud de crédito.

Algunos ejemplos de consultas suaves son:

  • Cartas de preaprobación de préstamos y tarjetas de crédito (si responde a una oferta de tarjeta de crédito preaprobada, se convierte en una consulta dura).
  • Comprobación de su propio puntaje de crédito.
  • Comprobación de antecedentes.
  • Póliza de seguro.
  • Comprobación de los empleados.

Cosas como los contratos de telefonía móvil o la televisión por cable pueden ser consultas duras o suaves. Si no está seguro de a qué categoría pertenecen, pregunte al proveedor de servicios o al prestamista antes de que realicen una comprobación de crédito.

¿Cuál es la diferencia entre ambas?

En el caso de las consultas duras, usted suele permitir a los prestamistas que comprueben su crédito porque está tratando de adquirir un nuevo crédito. Sin embargo, las consultas suaves suelen producirse sin que usted lo sepa y, por lo general, no implican que usted obtenga un nuevo crédito.

¿Qué consultas de crédito afectan a su puntaje?

Las consultas duras afectan a su puntuación, pero sólo temporalmente. La persona promedio puede ver su puntaje bajar menos de 5 puntos después de una consulta de crédito dura.

Otros factores que influyen en la caída de su puntuación después de una consulta es su historial de crédito y el número de cuentas que posee. Por ejemplo, alguien que tiene un crédito excelente y ha tenido cuentas abiertas durante diez años y solicita dos nuevas tarjetas de crédito en un período corto, puede no verse tan afectado como alguien que tiene un archivo “delgado” y hace lo mismo.

Dicho esto, una o dos consultas duras no son un gran problema y no deberían dañar su puntuación. Sin embargo, si solicita varios tipos de crédito a la vez, podría afectarle negativamente. ¿Por qué? Los prestamistas pueden suponer que tiene problemas financieros y que está tratando de obtener varias líneas de crédito nuevas para poder comprar. Por lo tanto, le ven como un prestatario de alto riesgo.

Lo bueno es que los puntajes FICO sólo tienen en cuenta las consultas de los últimos 12 meses, aunque las consultas permanecen en su reporte de crédito durante 2 años.

¿Quiere saber cómo afectan las diferentes acciones a su puntaje de crédito? Pruebe SmartCredit gratis durante 14 días.

Prueba gratuitaCall To Action Link

Cómo aparecen las consultas en su reporte

¿Dónde aparecen las consultas en su reporte de crédito? Las encontrará en el final, divididas en dos categorías: suaves y duras. Tenga en cuenta que no todas las consultas suaves aparecen en su reporte crediticio; depende de la agencia.

Cómo prepararse para las consultas

Hay algunas cosas que puede hacer para prepararse para las consultas, especialmente las duras. A continuación, encontrará algunas sugerencias que puede probar antes de su próxima solicitud de crédito.

Compruebe su reporte de crédito

Es fundamental que compruebe su reporte de crédito periódicamente. Tiene derecho a recibir un reporte de crédito gratuito al año, de cada una de las tres agencias de crédito. A veces, encontrará elementos en su reporte que son incorrectos y que podrían afectarle a la hora de pedir un nuevo crédito. Busque cualquier consulta dura que se haya producido sin su permiso. Eliminarlas puede mejorar sus posibilidades de que la próxima vez que solicite un crédito no haya problemas.

Si nota que hay algo raro, póngase en contacto con las agencias de crédito y comuníquelo inmediatamente.

No solicite demasiados tipos de crédito a la vez

Algunos préstamos requieren la búsqueda de tipos de interés, como los préstamos para automóviles, los préstamos para estudiantes y los préstamos hipotecarios. Por este motivo, cuando solicite tipos de crédito similares, tiene un período de gracia de 14 a 45 días [ING] para comparar precios. Esto significa que todas estas consultas se tratarán como una sola, por lo que no tendrá múltiples consultas duras. Sin embargo, si solicita varias tarjetas de crédito a la vez, tendrá varias consultas duras en su reporte

Maneje su deuda

Si tiene una gran cantidad de deudas, puede ser bueno que se ocupe de ellas antes de obtener un nuevo crédito. Si no lo hace, podría acabar acumulando más deudas; también podría disminuir sus posibilidades de aprobación.

Si su deuda es abrumadora, considere la posibilidad de consolidar la deuda o de ponerse en contacto con cada proveedor para ver cómo pueden ayudarle. Está bien pedir un nuevo crédito si lo necesita, pero lo mejor es manejar eficazmente el que ya posee.

Recuerde, si tiene deuda de tarjetas de crédito, deudas de impuesto o, incluso, desea reparar su puntaje de crédito, puede llamarnos al 1-844-669-4596 y un experto en finanzas le hará una consulta gratuita.

¿Su calificación crediticia le está frenando? Averigüe cómo solucionarlo.

Obtenga respuestasCall To Action Link

Artículo modificado por última vez el May 13, 2021. Publicado por Debt.com, LLC