Ahorre en todo lo que necesita para tener más de lo que desea mientras viaja

Viajar puede ser divertido, pagar por el viaje puede ser una carga.

Ya seas una persona que vacaciona una o dos veces al año o alguien que solo está en casa para lavar la ropa y empacar de nuevo, aquí van cinco consejos para ahorrarle el desgaste a tu billetera.

 

      1. Considere una tarjeta de crédito de viajes

Cualquier tarjeta con recompensas puede ser manejada por aquellos que pagan con plástico, pero una tarjeta de crédito de viaje ofrece mayores recompensas particularmente por gastos de viajes. Así que, tienes que estar viajando mucho, para empezar a usar la tarjeta adecuada.

Las tarjetas de viajes vienen en tres categorías: Tarjetas de aerolíneas, tarjetas de hoteles y tarjetas de viajes generales. Si te gusta usar cierta aerolínea y te gusta quedarte en un hotel en específico, entonces es probable que las recompensas sean mejores en esas tarjetas de marcas. Por otro lado, si viajas con la aerolínea más conveniente en lugar de usar una en particular, una tarjeta general será mucho mejor. Eres recompensado en una tarifa más plana, pero puedes canjear esas ganancias a través de una variedad de programas de lealtad de aerolíneas y hoteles.

Alrededor de un tercio de las personas quienes usan una tarjeta de crédito de viajero con recompensa dicen que ganaron más de $500 en recompensas el año pasado, según reportó en inglés U.S News & World Reports . El canje más popular incluye vuelos nacionales gratis, seguidos por dinero y noches gratis en hoteles.

Si quieres ver cómo trabajan exactamente estas recompensas, revisa este artículo (en inglés) de ThePointsGuy, un experto en puntos de tarjetas de crédito. Él hizo las cuentas.

 

      2. Viaja a mitad de semana

La mayoría de la gente planea sus viajes en los días cercanos al fin de semana (llegan a su destino los viernes en la noche y se van los lunes en la mañana). Por eso no es sorpresa que esos arreglos cuesten más. Los días más baratos para viajar en Estados Unidos son, usualmente, los martes, los miércoles y los sábados.

Viajar en esos días puede ahorrarte más de $100 o a veces solo $20 o $30, pero haz el experimento. Estos son ejemplos de vuelos en abril:

Miami – Boston

Vier-Dom: $339

Jue-Jue: $254

Sab-Mie: $194

Salt Lake City – San Francisco

Vier-Dom: $177

Sab-Mier: $157

Algunos sitios, como Priceline, te avisarán si las ofertas estarán en alguna fecha alternativa.

En la misma página, puedes dejar que Priceline elija el viaje por ti (es una opción que ofrece cuando empiezas a buscar dentro de ella). Esto ahorra cientos de dólares cuando necesito una reservación de último momento sin ningún destino o ruta en específico. Si estas bien con un posible retraso de tres horas en New Jersey o un viaje con múltiples paradas, esto estará bien para ti. En mi caso, conseguí una parada con una escala de menos de dos horas, así que fue una verdadera victoria.

 

      3. Viaja durante la noche

Si de todas maneras duermes en el avión, un viaje durante la noche puede que sea la opción para ti. Normalmente, son más baratos (también más silenciosos y con menos gente). Selecciona la hora del vuelo adecuada y también ahorra en el costo del hotel también. Para sacarle provecho a un viaje durante la noche, planéalo bien, usa ropa cómoda, lleva un libro y reserva un asiento al lado de la ventana para menos interrupciones y programa para que el despegue sea a la hora de ir a dormir o un poco más tarde.

 

      4. Renta un carro fuera del aeropuerto

Esto me rebajó el costo de la renta de un carro por una semana a la mitad. Las compañías de rentas de carro tienen una audiencia cautiva en los aeropuertos y cobran de acuerdo con esto. Pero la mayoría de los destinos turísticos tienen muchos sitios para rentar autos también. La pregunta que debes hacerte es: ¿Cuánto dinero puedes ahorrar rentando un carro en un almacen común que en una compañía en un aeropuerto?

Tomé un taxi/Uber/Lyft por $10 desde el aeropuerto hasta el almacén de renta. Para que esto valiera más aún la pena, elegí uno que estaba cerca del hotel y reservé uno hasta la noche anterior en la que regresaba de viaje. Para devolverlo, lo dejé en el almacén y caminé de regreso al hotel. Luego tomé un servicio de transporte directo al aeropuerto para mi vuelo a la mañana siguiente.

 

      5. Encuentra un hotel que sirva desayuno

Esta será la comida por la cual no tendrás que pagar. Normalmente, el buffet matutino siempre tiene muffins, cereal con frutas y huevos revueltos. Muchos también tienen máquinas para hacer waffles y café recién hecho.

También, si te estas quedando un par de días, renta una habitación con nevera y microondas, estos pueden almacenar y calentar sobras de comida que te quedaron de la noche anterior.

análisis de deuda 855-654-9191

Conoce al autor

Michelle Bryan

Michelle Bryan

Public Relations and Communications Manager

Ms. Bryan is the Public Relations and Communications Manager for Debt.com.

ahorro, consejos, save money, vacaciones

Artículos Relacionados

Artículo modificado por última vez Mayo 18, 2018. Publicado por Debt.com, LLC .