Donald Trump is proud of tax cuts that have done nothing for the stock market (illustrated)
Los puntos de vista y las opiniones expresadas en este artículo pertenecen al autor(es) y no reflejan necesariamente las opiniones y/o políticas de Debt.com.

El día de impuestos así como ha llegado se ha ido. ¿Y cómo funcionan esas medidas de los recortes fiscales?

Alerta de revelación de resultados (spoiler alert): No están funcionando. Los republicanos vendieron su urgencia de la ley, como una forma de impulsar una economía ya fuerte. Mi colega Holden Miller se jactó (en inglé) de que serían combustible para el crecimiento y reclamó las bonificaciones de fin de año y el crecimiento salarial que muchos obtuvieron.

Argumenté, en inglés, que la mayoría de la gente no veía un aumento en los sueldos, que los bonos eran únicos y estaban muy concentrados en un par de industrias, y que no estaban impulsando la economía como se había prometido. En realidad, a largo plazo, están poniendo en riesgo una economía ya de por sí fuerte.

Cada mes obtenemos más evidencias frescas de eso.

Las acciones están planas

A Trump le gusta alardear cuando el mercado de valores alcanza niveles récord, a pesar de que tiene poco que ver con eso. Se burla de los números, o se calla cuando se caen en picada, como cuando realiza ataques personales no presidenciales contra compañías como Amazon.

Cuando el Congreso aprobó la ley de impuestos justo antes de navidad, el Promedio Industrial Dow Jones estaba en 24,727 (información en inglés). ¿Y cuatro meses después? Al momento de escribir esto, está en 24.593 pero cerró un poco más alto ayer. Básicamente, rebotó hacia arriba y hacia abajo, y no llegó a ninguna parte porque los recortes de impuestos no importaron.

El mercado había estado creciendo de manera constante sin ellos, y todavía está muy bien, pero no más que antes de los recortes de impuestos.

El desempleo está aplanado

Cuando se aprobaron los recortes de impuestos, y durante dos meses antes de eso, la tasa nacional de desempleo (en inglés) fue de 4.1. ¿Hoy? Aún 4.1. Ha estado durante seis meses seguidos, después de haber disminuido gradualmente cada mes desde la recesión.

En todo caso, usted podría acusar a los recortes de impuestos de congelar la tasa vigente. Solo hemos estado “estancados” a una tasa de desempleo como esta antes, en 1968, después de lo cual el desempleo repuntó (artículo en inglés).

Pero lo más probable es que tengamos bastantes empleos: Existe un cambio natural en la gente que renuncia a sus puestos de trabajo en busca de empleo y adquiere otros nuevos. No ha habido una cifra de desempleo inferior al 4,1% desde finales de 2000, el último año de la presidencia de Clinton, donde se mantuvo cerca del 4% durante todo el año.

Eso no quiere decir que todavía no haya nuevos trabajos cada mes. Y, en teoría, esos trabajos deberían pagar mejor, ya que los empleadores compiten por los mismos trabajadores que ya tienen trabajo. Pero eso no parece estar sucediendo más rápido de lo que era antes de los recortes de impuestos.

Además de eso, los sólidos números de trabajo que Trump vitoreó a principios de este año han sido revisados y han bajado la cifra a otra menos impresionantes. (He advertido antes (en inglés) acerca de mirar demasiado de cerca los números de trabajo de un mes, especialmente el número más nuevo que siempre está sujeto a una fuerte revisión).

No olvidemos que Trump prometió 25 millones de empleos en 10 años gracias a su presidencia, y en parte a su plan de impuestos. Eso significa que necesita promediar 2.5 millones al año.

Hasta ahora tenemos exactamente 2.5 millones, pero durante 14 meses, no 12. Así que estamos atrasados incluso en una economía sólida, que está un poco más atrás que cuando escribí sobre el tema en agosto pasado, y a pesar de un realmente fuerte febrero (ingormación en inglés). Supongo que los recortes de impuestos no están haciendo el truco. ¿Quién sabía que la economía podía ser tan complicada?

Es probable que caigamos mucho más cortos de la meta de Trump si las cosas empeoran. Y hablando de cosas que empeoran…

El déficit está aumentando

El impacto real mensurable de los recortes de impuestos es una explosión en el déficit federal (texto en inglés), algo de lo que los republicanos, especialmente el presidente de la Cámara, Paul Ryan, solían preocuparse cuando Obama era presidente.
Ahora, gracias a los recortes de impuestos y los presupuestos controlados por los republicanos, el déficit anual superará el billón de dólares en 2020 (texto en inglés). La deuda nacional, que ya supera los $21 billones, rebotará hasta $33 billones para el año 2028.

“El temor entre algunos economistas es que los crecientes déficits aumentarán las tasas de interés, lo que resultará en un mayor costo de endeudamiento para el sector privado, los precios de las acciones de los depósitos y ralentizarán la economía, lo que aumentaría el déficit”, escribió The New York Times. Oh, oh, al menos tendremos salarios mucho más altos y ahorros para la jubilación gracias a los recortes de impuestos. Podremos lidiar con eso, ¿verdad?

Oh, espera.

Article last modified on Abril 30, 2018. Published by Debt.com, LLC . Mobile users may also access the AMP Version: Hasta el momento, los recortes fiscales de Trump están fallando - AMP.

Artículos Relacionados

Artículo modificado por última vez el Abril 30, 2018. Publicado por Debt.com, LLC .